Cómo empezar a buscar un tratamiento para una adicción

El camino hacia una vida libre de drogas puede ser largo y lleno de muchas decisiones difíciles. Uno de los más importantes es la elección del método de tratamiento y dónde hacer tu tratamiento. Hay una variedad de métodos para elegir dependiendo de cómo se ve tu situación particular, qué preparaciones usas y si tienes problemas de salud mental o física.

La cantidad de información y consejos contradictorios pueden hacer que te sientas confundido e inseguro. Este articulo tratará de ayudarte a tomar una decisión sobre si necesitas ayuda profesional o no, dónde puedes buscar ayuda y qué calidad debes esperar.

¿Qué es un programa de tratamiento de adicciones profesional?

Un programa de tratamiento de adicciones profesional es una forma intensiva y de choque de atención de adicciones realizada por personal especialmente capacitado. El objetivo es que el paciente recupere su salud e independencia. La recuperación de una adicción es un proceso complejo y se extiende durante un largo período de tiempo. Participar en un programa de tratamiento de adicciones profesional es, para la gran mayoría de las personas, sólo el primer paso en un largo proceso.

Para comprender mejor por qué un programa de tratamiento suele ser solo el primer paso en una recuperación, se puede comparar con lo que sucede cuando una persona tiene un derrame cerebral.

En la etapa aguda, se trata de salvar vidas y el paciente termina en el hospital. Una vez completada esta fase, comienza la rehabilitación física. Con la ayuda del entrenamiento físico y el apoyo psicológico, el paciente tiene la oportunidad de desarrollar su fuerza física y mental, pero también de procesar las emociones fuertes que conlleva una lesión tan grave. Este proceso requiere paciencia, apoyo y resiliencia. Las personas que se recuperan de una enfermedad de adicción necesitan hacer un viaje similar.

Para que un tratamiento tenga éxito, se requiere que se adapte a tus necesidades únicas. Para que esto suceda, debes estar activo durante todo el proceso. Un programa de tratamiento profesional puede proporcionarte las herramientas y el apoyo necesarios en el proceso, pero tu propio compromiso es absolutamente crucial para el resultado a largo plazo.

¿Cómo elegir el tratamiento de mi adicción?

En pocas palabras, hay tres decisiones diferentes que debes tomar.

  1. ¿Necesito atención ambulatoria u hospitalaria?
  2. ¿Qué método(s) necesito para recuperarme?
  3. ¿De qué organización debo buscar ayuda?

Tal y cómo indican los profesionales de Despierta, todos los tratamientos pueden hacerse de dos formas:

  1. Mediante atención hospitalaria o interna.
  2. Mediante atención ambulatoria o externa.

La atención hospitalaria o interna se lleva a cabo en centros de tratamiento y hospitales y es la forma más intensiva de atención de adicciones. Se recomienda para pacientes que necesitan desintoxicación médica, pacientes con comorbilidades o enfermedades físicas y personas que, por diversas razones, necesitan alejarse de su entorno familiar para concentrarse completamente en el tratamiento.

En España, hay una variedad de centros de tratamiento que ofrecen atención hospitalaria. Todos ellos están bajo el control del Ministerio de Sanidad. La mayoría de los centros de tratamiento españoles no pueden ofrecer atención médica calificada o desintoxicación médica.

Esto significa que a menudo se requiere que estés sobrio y libre de drogas antes de poder comenzar tu tratamiento. En la mayoría de los centros de desintoxicación, el tratamiento se lleva a cabo principalmente en grupos.

En un programa ambulatorio o externo, el tratamiento generalmente se lleva a cabo durante el día y vives en casa durante el período de tratamiento. Los tratamientos ambulatorios pueden variar en alcance desde cinco días a la semana hasta un par de citas por semana. La atención ambulatoria puede tener lugar tanto en grupos como individualmente.

Ya sea que estés en un programa ambulatorio o inscrito en atención hospitalaria, debes esperar que te diseñen un plan de tratamiento individual junto con el personal. El plan de atención debe usarse para hacer un seguimiento de tu desarrollo y evaluar las diversas intervenciones incluidas en el tratamiento. También es importante que te involucres en la evaluación de tu plan de atención y que haya confianza mutua desde el principio.

Puede ser una experiencia aterradora comenzar un tratamiento y es común que el nivel de ansiedad aumente porque tienes que lidiar con emociones desagradables sin usar alcohol y drogas. No es raro que algunos detengan el tratamiento después de un par de semanas y tengan una recaída.

Para reducir el riesgo de esto, debes prepararte para experimentar emociones negativas y antojos. Antes de comenzar tu tratamiento, también puede ser una buena idea anotar tus principales razones por las que estás buscando ayuda y por qué deseas un cambio. Siéntate libre de obtener ayuda de tus familiares. A continuación, puedes utilizar la lista como un recordatorio cuando te enfrentes a desafíos.

Tu motivación variará y es importante que notifiques al personal cuando falles para que puedan apoyarte o hacer los cambios necesarios en tu plan de atención junto contigo.

¿Cuál es el tratamiento más adecuado para mí? Tipos de programas de tratamiento de adicciones

La gravedad y el tipo de adicción afectan el tipo de tratamiento de abuso de sustancias que es más apropiado para ti. Casi todas las personas con una adicción requieren algún tipo de desintoxicación para eliminar el alcohol y otras drogas del cuerpo.

Las adicciones más graves requieren tratamiento hospitalario o residencial. La hospitalización parcial proporciona un nivel moderado de atención, y el tratamiento ambulatorio proporciona el nivel más bajo de atención.

Si tienes dificultades para controlar tu consumo de alcohol y drogas, o sabes que has desarrollado una adicción, puede ser un buen comienzo leer sobre las diferentes opciones de tratamiento tanto en España como en el extranjero.

El proceso de recuperación es único y, por lo tanto, es importante comprender que no existe una solución única para todos. Tú eres único y, por lo tanto, necesitas un tratamiento que se adapte solo para ti.

También hay muchos tipos diferentes de programas de tratamiento de adicciones efectivos.

Las tres formas más comunes de tratamiento, son:

1. Programas ambulatorios

Participas en un programa de tratamiento diurno o a tiempo parcial y vives en casa. La atención ambulatoria es la más adecuada para las personas que tienen una situación social estable. También puede ser la mejor opción si deseas trabajar o estudiar mientras estás en tratamiento o si no puedes dejar a tu familia. Para participar en un tratamiento ambulatorio, se requiere que tengas una buena salud básica. También se recomienda algún tipo de atención ambulatoria para las personas que abandonan un centro de tratamiento. Esto se debe a que las recaídas son comunes al regresar a tu entorno familiar y puede ser bueno tener un sistema de apoyo organizado.

2. Programas para pacientes hospitalizados o centros de tratamiento

Vives en un centro de tratamiento durante al menos cuatro semanas y recibes atención de día completo. Esta es la mejor opción para aquellos que necesitan atención médica o desintoxicación o que no tienen un sistema de apoyo estable en el hogar. También se recomiendan los centros de tratamiento para personas con comorbilidades psiquiátricas como depresión, ansiedad o bipolaridad.

3. Rehabilitación en el extranjero

Buscas tratamiento en un centro de tratamiento u hospital en el extranjero y permaneces allí durante al menos cuatro semanas. Se recomienda esta opción principalmente para personas que tienen un cuadro de enfermedad complejo o una necesidad de anonimato total. La tradición de tratamiento en otros países como los Estados Unidos y el Reino Unido, es diferente en comparación con España. La mayoría de sus centros de tratamiento ofrecen atención integrada de adicciones donde el tratamiento médico y terapéutico está bajo el mismo techo. En el extranjero, también hay una gama más amplia de métodos de tratamiento que no siempre están disponibles en los centros de tratamiento españoles. Puede ser, por ejemplo, tratamiento de trauma, DBT y métodos de medicina alternativa.

¿Cuál sería el siguiente paso cuándo ya sé qué tratamiento o centro de adicciones acudir?

El primer paso es a menudo ponerse en contacto con tu centro de salud y solicitar una reunión con un administrador, trabajador social o tu médico de cabecera. Los servicios sociales son responsables de proporcionar atención en caso de adicción. La ventaja de ponerse en contacto con los servicios sociales es que están obligados a darte ayuda gratuita. La desventaja es que puede llevar mucho tiempo obtener ayuda y que no puedes elegir la forma de atención tú mismo/a.

Si tienes la oportunidad de financiar tu atención tú mismo por atención privada, te recomendamos que busques información online. Llama a organizaciones de tratamiento o terapeutas con prestigio y solicita una visita de estudio gratuita.

Conclusión

  • Si tienes una adicción a las drogas o al alcohol, necesitas un tratamiento para recuperarte.
  • Los tratamientos van desde terapia intensiva para pacientes hospitalizados hasta asesoramiento ambulatorio.
  • Las terapias son efectivas para diferentes tipos de adicción a las drogas.
  • La recuperación no es fácil, pero el camino hacia la sobriedad comienza buscando tratamiento.
  • Después de considerar tus opciones de tratamiento, debes buscar ayuda de inmediato. La adicción es una enfermedad progresiva y mortal y, cuanto antes comiences tu recuperación, mayores serán tus posibilidades de recuperación.
Comparte este artículo
Facebook
Twitter
LinkedIn
Últimas publicaciones

El auge de la medicina alternativa

El mundo está cambiando, y con él todo lo que existe en su interior. Avanza la tecnología, surgen artistas por…

¿Por qué la primera visita al dentista es gratis?

Muchas clínicas dentales ofrecen la primera visita gratis. Puede parecer una operación de márquetin, una forma de atraer nuevos clientes,…

Alimentación saludable: frutos secos, un superalimento

Los frutos secos son una de las más ricas fuentes de nutrientes: son ricos en magnesio, ácido linoléico, lisina, niacina,…